About Us | Articles | Bible Courses | Bible Quizzes | Creation vs. Evolution | Personal Finance | Teacher Training  

Preguntas del estudio para la Génesis Capitulo 28-37

©2012 by Arlo E. Moehlenpah



Volver a Cursor de Biblia en Español

 

Oprima- el número del capítulo que usted desea estudiar

 

 

    1-11   |   12-27   |   28    29    30    31   32   33    34   35   36    37    |   38-50

 

Después de leer cada capítulo, por favor responda las preguntas de estudio relacionadas.


Capitulo 28

Génesis 28:1 Entonces Isaac llamó a Jacob, y lo bendijo, y le mandó diciendo: No tomes mujer de las hijas de Canaán.

    2 Levántate, ve a Padan-aram, a casa de Betuel, padre de tu madre, y toma allí mujer de las hijas de Labán, hermano de tu madre.

    3 Y el Dios omnipotente te bendiga, y te haga fructificar y te multiplique, hasta llegar a ser multitud de pueblos;

    4 y te dé la bendición de Abraham, y a tu descendencia contigo, para que heredes la tierra en que moras, que Dios dio a Abraham.

    5 Así envió Isaac a Jacob, el cual fue a Padan-aram, a Labán hijo de Betuel arameo, hermano de Rebeca madre de Jacob y de Esaú.

    6 Y vio Esaú cómo Isaac había bendecido a Jacob, y le había enviado a Padan-aram, para tomar para sí mujer de allí; y que cuando le bendijo, le había mandado diciendo: No tomarás mujer de las hijas de Canaán;

    7 y que Jacob había obedecido a su padre y a su madre, y se había ido a Padan-aram.

    8 Vio asimismo Esaú que las hijas de Canaán parecían mal a Isaac su padre;

    9 y se fue Esaú a Ismael, y tomó para sí por mujer a Mahalat, hija de Ismael hijo de Abraham, hermana de Nebaiot, además de sus otras mujeres.

 10 Salió, pues, Jacob de Beerseba, y fue a Harán.

    11 Y llegó a un cierto lugar, y durmió allí, porque ya el sol se había puesto; y tomó de las piedras de aquel paraje y puso a su cabecera, y se acostó en aquel lugar.

    12 Y soñó: y he aquí una escalera que estaba apoyada en tierra, y su extremo tocaba en el cielo; y he aquí ángeles de Dios que subían y descendían por ella.

    13 Y he aquí, Jehová estaba en lo alto de ella, el cual dijo: Yo soy Jehová, el Dios de Abraham tu padre, y el Dios de Isaac; la tierra en que estás acostado te la daré a ti y a tu descendencia.

    14 Será tu descendencia como el polvo de la tierra, y te extenderás al occidente, al oriente, al norte y al sur; y todas las familias de la tierra serán benditas en ti y en tu simiente.

    15 He aquí, yo estoy contigo, y te guardaré por dondequiera que fueres, y volveré a traerte a esta tierra; porque no te dejaré hasta que haya hecho lo que te he dicho.

    16 Y despertó Jacob de su sueño, y dijo: Ciertamente Jehová está en este lugar, y yo no lo sabía.

    17 Y tuvo miedo, y dijo: !!Cuán terrible es este lugar! No es otra cosa que casa de Dios, y puerta del cielo.

    18 Y se levantó Jacob de mañana, y tomó la piedra que había puesto de cabecera, y la alzó por señal, y derramó aceite encima de ella.

    19 Y llamó el nombre de aquel lugar Bet-el, aunque Luz era el nombre de la ciudad primero.

    20 E hizo Jacob voto, diciendo: Si fuere Dios conmigo, y me guardare en este viaje en que voy, y me diere pan para comer y vestido para vestir,

    21 y si volviere en paz a casa de mi padre, Jehová será mi Dios.

    22 Y esta piedra que he puesto por señal, será casa de Dios; y de todo lo que me dieres, el diezmo apartaré para ti.

 

1.  ¿Qué sono Jacob?(10-15)

2.  ¿Qué dijo Jacob cuándo desperto de su sueno?(16-17)

3.  ¿Qué voto Jacob en Betel?(19-22)

 

Volver arriba

 

Capitulo 29

Génesis 29:1 Siguió luego Jacob su camino, y fue a la tierra de los orientales.

    2 Y miró, y vio un pozo en el campo; y he aquí tres rebaños de ovejas que yacían cerca de él, porque de aquel pozo abrevaban los ganados; y había una gran piedra sobre la boca del pozo.

    3 Y juntaban allí todos los rebaños; y revolvían la piedra de la boca del pozo, y abrevaban las ovejas, y volvían la piedra sobre la boca del pozo a su lugar.

    4 Y les dijo Jacob: Hermanos míos, ¿de dónde sois? Y ellos respondieron: De Harán somos.

    5 El les dijo: ¿Conocéis a Labán hijo de Nacor? Y ellos dijeron: Sí, le conocemos.

    6 Y él les dijo: ¿Está bien? Y ellos dijeron: Bien, y he aquí Raquel su hija viene con las ovejas.

    7 Y él dijo: He aquí es aún muy de día; no es tiempo todavía de recoger el ganado; abrevad las ovejas, e id a apacentarlas.

    8 Y ellos respondieron: No podemos, hasta que se junten todos los rebaños, y remuevan la piedra de la boca del pozo, para que abrevemos las ovejas.

    9 Mientras él aún hablaba con ellos, Raquel vino con el rebaño de su padre, porque ella era la pastora.

    10 Y sucedió que cuando Jacob vio a Raquel, hija de Labán hermano de su madre, y las ovejas de Labán el hermano de su madre, se acercó Jacob y removió la piedra de la boca del pozo, y abrevó el rebaño de Labán hermano de su madre.

    11 Y Jacob besó a Raquel, y alzó su voz y lloró.

    12 Y Jacob dijo a Raquel que él era hermano de su padre, y que era hijo de Rebeca; y ella corrió, y dio las nuevas a su padre.

    13 Así que oyó Labán las nuevas de Jacob, hijo de su hermana, corrió a recibirlo, y lo abrazó, lo besó, y lo trajo a su casa; y él contó a Labán todas estas cosas.

    14 Y Labán le dijo: Ciertamente hueso mío y carne mía eres. Y estuvo con él durante un mes.

    15 Entonces dijo Labán a Jacob: ¿Por ser tú mi hermano, me servirás de balde? Dime cuál será tu salario.

    16 Y Labán tenía dos hijas: el nombre de la mayor era Lea, y el nombre de la menor, Raquel.

    17 Y los ojos de Lea eran delicados, pero Raquel era de lindo semblante y de hermoso parecer.

    18 Y Jacob amó a Raquel, y dijo: Yo te serviré siete años por Raquel tu hija menor.

    19 Y Labán respondió: Mejor es que te la dé a ti, y no que la dé a otro hombre; quédate conmigo.

    20 Así sirvió Jacob por Raquel siete años; y le parecieron como pocos días, porque la amaba.

    21 Entonces dijo Jacob a Labán: Dame mi mujer, porque mi tiempo se ha cumplido, para unirme a ella.

    22 Entonces Labán juntó a todos los varones de aquel lugar, e hizo banquete.

    23 Y sucedió que a la noche tomó a Lea su hija, y se la trajo; y él se llegó a ella.

    24 Y dio Labán su sierva Zilpa a su hija Lea por criada.

    25 Venida la mañana, he aquí que era Lea; y Jacob dijo a Labán: ¿Qué es esto que me has hecho? ¿No te he servido por Raquel? ¿Por qué, pues, me has engañado?

    26 Y Labán respondió: No se hace así en nuestro lugar, que se dé la menor antes de la mayor.

    27 Cumple la semana de ésta, y se te dará también la otra, por el servicio que hagas conmigo otros siete años.

    28 E hizo Jacob así, y cumplió la semana de aquélla; y él le dio a Raquel su hija por mujer.

    29 Y dio Labán a Raquel su hija su sierva Bilha por criada.

    30 Y se llegó también a Raquel, y la amó también más que a Lea; y sirvió a Labán aún otros siete años.

 31 Y vio Jehová que Lea era menospreciada, y le dio hijos; pero Raquel era estéril.

    32 Y concibió Lea, y dio a luz un hijo, y llamó su nombre Rubén, porque dijo: Ha mirado Jehová mi aflicción; ahora, por tanto, me amará mi marido.

    33 Concibió otra vez, y dio a luz un hijo, y dijo: Por cuanto oyó Jehová que yo era menospreciada, me ha dado también éste. Y llamó su nombre Simeón.

    34 Y concibió otra vez, y dio a luz un hijo, y dijo: Ahora esta vez se unirá mi marido conmigo, porque le he dado a luz tres hijos; por tanto, llamó su nombre Leví.

    35 Concibió otra vez, y dio a luz un hijo, y dijo: Esta vez alabaré a Jehová; por esto llamó su nombre Judá; y dejó de dar a luz.

 

1.  ¿Cuál fue la reaccion de Jacob cuándo conocio primeramente a Raquel?(10-11)

2.  ¿Cuál fue la pregunta de Laban hacia Jacob?(15)

3.  ¿Cuáles eran los nombres de las hijas de Laban?

4.  ¿A quién queria Jacob cómo esposa,a cambio de trabajar siete anos?(18)

5.  ¿A quién le dio cómo esposa Laban a Jacob,despues de haber trabajado siete anos?(21-25)

6.  ¿A quién se le dio a Lea cómo criada?(24)

7.  ¿Qué tuvo que hacer Jacob para tener a Raquel Cómo esposa?(27-28)

8.  ¿A quién le dio Laban a Raquel Cómo sierva?(29)

9.  ¿Por qué Lea daba a luz pero Raquel era Esteril?(30-31)

10. ¿Quiénes fueron los cuatro primeros hijos de Lea?(32-35)

 

Volver arriba

 

Capitulo 30

Génesis 30:1 Viendo Raquel que no daba hijos a Jacob, tuvo envidia de su hermana, y decía a Jacob: Dame hijos, o si no, me muero.

    2 Y Jacob se enojó contra Raquel, y dijo: ¿Soy yo acaso Dios, que te impidió el fruto de tu vientre?

    3 Y ella dijo: He aquí mi sierva Bilha; llégate a ella, y dará a luz sobre mis rodillas, y yo también tendré hijos de ella.

    4 Así le dio a Bilha su sierva por mujer; y Jacob se llegó a ella.

    5 Y concibió Bilha, y dio a luz un hijo a Jacob.

    6 Dijo entonces Raquel: Me juzgó Dios, y también oyó mi voz, y me dio un hijo. Por tanto llamó su nombre Dan.

    7 Concibió otra vez Bilha la sierva de Raquel, y dio a luz un segundo hijo a Jacob.

    8 Y dijo Raquel: Con luchas de Dios he contendido con mi hermana, y he vencido. Y llamó su nombre Neftalí.

    9 Viendo, pues, Lea, que había dejado de dar a luz, tomó a Zilpa su sierva, y la dio a Jacob por mujer.

    10 Y Zilpa sierva de Lea dio a luz un hijo a Jacob.

    11 Y dijo Lea: Vino la ventura; y llamó su nombre Gad.

    12 Luego Zilpa la sierva de Lea dio a luz otro hijo a Jacob.

    13 Y dijo Lea: Para dicha mía; porque las mujeres me dirán dichosa; y llamó su nombre Aser.

    14 Fue Rubén en tiempo de la siega de los trigos, y halló mandrágoras en el campo, y las trajo a Lea su madre; y dijo Raquel a Lea: Te ruego que me des de las mandrágoras de tu hijo.

    15 Y ella respondió: ¿Es poco que hayas tomado mi marido, sino que también te has de llevar las mandrágoras de mi hijo? Y dijo Raquel: Pues dormirá contigo esta noche por las mandrágoras de tu hijo.

    16 Cuando, pues, Jacob volvía del campo a la tarde, salió Lea a él, y le dijo: Llégate a mí, porque a la verdad te he alquilado por las mandrágoras de mi hijo. Y durmió con ella aquella noche.

    17 Y oyó Dios a Lea; y concibió, y dio a luz el quinto hijo a Jacob.

    18 Y dijo Lea: Dios me ha dado mi recompensa, por cuanto di mi sierva a mi marido; por eso llamó su nombre Isacar.

    19 Después concibió Lea otra vez, y dio a luz el sexto hijo a Jacob.

    20 Y dijo Lea: Dios me ha dado una buena dote; ahora morará conmigo mi marido, porque le he dado a luz seis hijos; y llamó su nombre Zabulón.

    21 Después dio a luz una hija, y llamó su nombre Dina.

    22 Y se acordó Dios de Raquel, y la oyó Dios, y le concedió hijos.

    23 Y concibió, y dio a luz un hijo, y dijo: Dios ha quitado mi afrenta;

    24 y llamó su nombre José, diciendo: Añádame Jehová otro hijo.

 25 Aconteció cuando Raquel hubo dado a luz a José, que Jacob dijo a Labán: Envíame, e iré a mi lugar, y a mi tierra.

    26 Dame mis mujeres y mis hijos, por las cuales he servido contigo, y déjame ir; pues tú sabes los servicios que te he hecho.

    27 Y Labán le respondió: Halle yo ahora gracia en tus ojos, y quédate; he experimentado que Jehová me ha bendecido por tu causa.

    28 Y dijo: Señálame tu salario, y yo lo daré.

    29 Y él respondió: Tú sabes cómo te he servido, y cómo ha estado tu ganado conmigo.

    30 Porque poco tenías antes de mi venida, y ha crecido en gran número, y Jehová te ha bendecido con mi llegada; y ahora, ¿cuándo trabajaré también por mi propia casa?

    31 Y él dijo: ¿Qué te daré? Y respondió Jacob: No me des nada; si hicieres por mí esto, volveré a apacentar tus ovejas.

    32 Yo pasaré hoy por todo tu rebaño, poniendo aparte todas las ovejas manchadas y salpicadas de color, y todas las ovejas de color oscuro, y las manchadas y salpicadas de color entre las cabras; y esto será mi salario.

    33 Así responderá por mí mi honradez mañana, cuando vengas a reconocer mi salario; toda la que no fuere pintada ni manchada en las cabras, y de color oscuro entre mis ovejas, se me ha de tener como de hurto.

    34 Dijo entonces Labán: Mira, sea como tú dices.

    35 Y Labán apartó aquel día los machos cabríos manchados y rayados, y todas las cabras manchadas y salpicadas de color, y toda aquella que tenía en sí algo de blanco, y todas las de color oscuro entre las ovejas, y las puso en mano de sus hijos.

    36 Y puso tres días de camino entre sí y Jacob; y Jacob apacentaba las otras ovejas de Labán.

    37 Tomó luego Jacob varas verdes de álamo, de avellano y de castaño, y descortezó en ellas mondaduras blancas, descubriendo así lo blanco de las varas.

    38 Y puso las varas que había mondado delante del ganado, en los canales de los abrevaderos del agua donde venían a beber las ovejas, las cuales procreaban cuando venían a beber.

    39 Así concebían las ovejas delante de las varas; y parían borregos listados, pintados y salpicados de diversos colores.

    40 Y apartaba Jacob los corderos, y ponía con su propio rebaño los listados y todo lo que era oscuro del hato de Labán. Y ponía su hato aparte, y no lo ponía con las ovejas de Labán.

    41 Y sucedía que cuantas veces se hallaban en celo las ovejas más fuertes, Jacob ponía las varas delante de las ovejas en los abrevaderos, para que concibiesen a la vista de las varas.

    42 Pero cuando venían las ovejas más débiles, no las ponía; así eran las más débiles para Labán, y las más fuertes para Jacob.

    43 Y se enriqueció el varón muchísimo, y tuvo muchas ovejas, y siervas y siervos, y camellos y asnos.

 

1.  ¿Cuándo Raquel vio que no tenia hijos ,que pidio?(1)

2.  ¿Qué hijos le dio la criada de Raquel,Bilha,a Jacob?(3-8)

3.  ¿Qué hijos le dio la criada de Lea,Zilpa,a Jacob?(9-13)

4.  ¿Qué otros hijos tuvo Lea?(17-21)

5.  ¿Cuál fue el nombre del primer hijo de Raquel?(22-24)

6.  ¿Qué le pidio Jacob a Laban despues del nacimiento del primer hijo de Raquel?(25-26)

7.  ¿Por qué Laban no queria que Jacob se fuera?(27)

8.  ¿Qué pidio Jacob en compensacion por quedarse mas tiempo?(28-33)

9.  ¿Por qué medios prospero Jacob?(34-43)

 

Volver arriba

 

Capitulo 31

Génesis 31:1 Y oía Jacob las palabras de los hijos de Labán, que decían: Jacob ha tomado todo lo que era de nuestro padre, y de lo que era de nuestro padre ha adquirido toda esta riqueza.

    2 Miraba también Jacob el semblante de Labán, y veía que no era para con él como había sido antes.

    3 También Jehová dijo a Jacob: Vuélvete a la tierra de tus padres, y a tu parentela, y yo estaré contigo.

    4 Envió, pues, Jacob, y llamó a Raquel y a Lea al campo donde estaban sus ovejas,

    5 y les dijo: Veo que el semblante de vuestro padre no es para conmigo como era antes; mas el Dios de mi padre ha estado conmigo.

    6 Vosotras sabéis que con todas mis fuerzas he servido a vuestro padre;

    7 y vuestro padre me ha engañado, y me ha cambiado el salario diez veces; pero Dios no le ha permitido que me hiciese mal.

    8 Si él decía así: Los pintados serán tu salario, entonces todas las ovejas parían pintados; y si decía así: Los listados serán tu salario; entonces todas las ovejas parían listados.

    9 Así quitó Dios el ganado de vuestro padre, y me lo dio a mí.

    10 Y sucedió que al tiempo que las ovejas estaban en celo, alcé yo mis ojos y vi en sueños, y he aquí los machos que cubrían a las hembras eran listados, pintados y abigarrados.

    11 Y me dijo el ángel de Dios en sueños: Jacob. Y yo dije: Heme aquí.

    12 Y él dijo: Alza ahora tus ojos, y verás que todos los machos que cubren a las hembras son listados, pintados y abigarrados; porque yo he visto todo lo que Labán te ha hecho.

    13 Yo soy el Dios de Bet-el, donde tú ungiste la piedra, y donde me hiciste un voto. Levántate ahora y sal de esta tierra, y vuélvete a la tierra de tu nacimiento.

    14 Respondieron Raquel y Lea, y le dijeron: ¿Tenemos acaso parte o heredad en la casa de nuestro padre?

    15 ¿No nos tiene ya como por extrañas, pues que nos vendió, y aun se ha comido del todo nuestro precio?

    16 Porque toda la riqueza que Dios ha quitado a nuestro padre, nuestra es y de nuestros hijos; ahora, pues, haz todo lo que Dios te ha dicho.

 17 Entonces se levantó Jacob, y subió sus hijos y sus mujeres sobre los camellos,

    18 y puso en camino todo su ganado, y todo cuanto había adquirido, el ganado de su ganancia que había obtenido en Padan-aram, para volverse a Isaac su padre en la tierra de Canaán.

    19 Pero Labán había ido a trasquilar sus ovejas; y Raquel hurtó los ídolos de su padre.

    20 Y Jacob engañó a Labán arameo, no haciéndole saber que se iba.

    21 Huyó, pues, con todo lo que tenía; y se levantó y pasó el Eufrates, y se dirigió al monte de Galaad.

    22 Y al tercer día fue dicho a Labán que Jacob había huido.

    23 Entonces Labán tomó a sus parientes consigo, y fue tras Jacob camino de siete días, y le alcanzó en el monte de Galaad.

    24 Y vino Dios a Labán arameo en sueños aquella noche, y le dijo: Guárdate que no hables a Jacob descomedidamente.

    25 Alcanzó, pues, Labán a Jacob; y éste había fijado su tienda en el monte; y Labán acampó con sus parientes en el monte de Galaad.

    26 Y dijo Labán a Jacob: ¿Qué has hecho, que me engañaste, y has traído a mis hijas como prisioneras de guerra?

    27 ¿Por qué te escondiste para huir, y me engañaste, y no me lo hiciste saber para que yo te despidiera con alegría y con cantares, con tamborín y arpa?

    28 Pues ni aun me dejaste besar a mis hijos y mis hijas. Ahora, locamente has hecho.

    29 Poder hay en mi mano para haceros mal; mas el Dios de tu padre me habló anoche diciendo: Guárdate que no hables a Jacob descomedidamente.

    30 Y ya que te ibas, porque tenías deseo de la casa de tu padre, ¿por qué me hurtaste mis dioses?

    31 Respondió Jacob y dijo a Labán: Porque tuve miedo; pues pensé que quizá me quitarías por fuerza tus hijas.

    32 Aquel en cuyo poder hallares tus dioses, no viva; delante de nuestros hermanos reconoce lo que yo tenga tuyo, y llévatelo. Jacob no sabía que Raquel los había hurtado.

    33 Entró Labán en la tienda de Jacob, en la tienda de Lea, y en la tienda de las dos siervas, y no los halló; y salió de la tienda de Lea, y entró en la tienda de Raquel.

    34 Pero tomó Raquel los ídolos y los puso en una albarda de un camello, y se sentó sobre ellos; y buscó Labán en toda la tienda, y no los halló.

    35 Y ella dijo a su padre: No se enoje mi señor, porque no me puedo levantar delante de ti; pues estoy con la costumbre de las mujeres. Y él buscó, pero no halló los ídolos.

    36 Entonces Jacob se enojó, y riñó con Labán; y respondió Jacob y dijo a Labán: ¿Qué transgresión es la mía? ¿Cuál es mi pecado, para que con tanto ardor hayas venido en mi persecución?

    37 Pues que has buscado en todas mis cosas, ¿qué has hallado de todos los enseres de tu casa? Ponlo aquí delante de mis hermanos y de los tuyos, y juzguen entre nosotros.

    38 Estos veinte años he estado contigo; tus ovejas y tus cabras nunca abortaron, ni yo comí carnero de tus ovejas.

    39 Nunca te traje lo arrebatado por las fieras: yo pagaba el daño; lo hurtado así de día como de noche, a mí me lo cobrabas.

    40 De día me consumía el calor, y de noche la helada, y el sueño huía de mis ojos.

    41 Así he estado veinte años en tu casa; catorce años te serví por tus dos hijas, y seis años por tu ganado, y has cambiado mi salario diez veces.

    42 Si el Dios de mi padre, Dios de Abraham y temor de Isaac, no estuviera conmigo, de cierto me enviarías ahora con las manos vacías; pero Dios vio mi aflicción y el trabajo de mis manos, y te reprendió anoche.

    43 Respondió Labán y dijo a Jacob: Las hijas son hijas mías, y los hijos, hijos míos son, y las ovejas son mis ovejas, y todo lo que tú ves es mío: ¿y qué puedo yo hacer hoy a estas mis hijas, o a sus hijos que ellas han dado a luz?

    44 Ven, pues, ahora, y hagamos pacto tú y yo, y sea por testimonio entre nosotros dos.

    45 Entonces Jacob tomó una piedra, y la levantó por señal.

    46 Y dijo Jacob a sus hermanos: Recoged piedras. Y tomaron piedras e hicieron un majano, y comieron allí sobre aquel majano.

    47 Y lo llamó Labán, Jegar Sahaduta; y lo llamó Jacob, Galaad.

    48 Porque Labán dijo: Este majano es testigo hoy entre nosotros dos; por eso fue llamado su nombre Galaad;

    49 y Mizpa, por cuanto dijo: Atalaye Jehová entre tú y yo, cuando nos apartemos el uno del otro.

    50 Si afligieres a mis hijas, o si tomares otras mujeres además de mis hijas, nadie está con nosotros; mira, Dios es testigo entre nosotros dos.

    51 Dijo más Labán a Jacob: He aquí este majano, y he aquí esta señal, que he erigido entre tú y yo.

    52 Testigo sea este majano, y testigo sea esta señal, que ni yo pasaré de este majano contra ti, ni tú pasarás de este majano ni de esta señal contra mí, para mal.

    53 El Dios de Abraham y el Dios de Nacor juzgue entre nosotros, el Dios de sus padres. Y Jacob juró por aquel a quien temía Isaac su padre.

    54 Entonces Jacob inmoló víctimas en el monte, y llamó a sus hermanos a comer pan; y comieron pan, y durmieron aquella noche en el monte.

    55 Y se levantó Labán de mañana, y besó sus hijos y sus hijas, y los bendijo; y regresó y se volvió a su lugar.

 

1.  ¿Por qué el semblante de Laban no era favorable hacia Jacob?(1-2)

2.  ¿Cuántas veces cambio Laban el salario de Jacob?(6)

3.  ¿Qué le dijo el Angel de Dios a Jacob que hiciera?(11-13)

4.  ¿Qué robo Raquel?(19)

5.  ¿Qué le dijo Dios a Laban en un sueno?(24)

6.  ¿Cuántos anos en total sirvio Jacob a Laban?(38-41)

 

Volver arriba

 

Capitulo 32

Génesis 32:1 Jacob siguió su camino, y le salieron al encuentro ángeles de Dios.

    2 Y dijo Jacob cuando los vio: Campamento de Dios es este; y llamó el nombre de aquel lugar Mahanaim.

    3 Y envió Jacob mensajeros delante de sí a Esaú su hermano, a la tierra de Seir, campo de Edom.

    4 Y les mandó diciendo: Así diréis a mi señor Esaú: Así dice tu siervo Jacob: Con Labán he morado, y me he detenido hasta ahora;

    5 y tengo vacas, asnos, ovejas, y siervos y siervas; y envío a decirlo a mi señor, para hallar gracia en tus ojos.

    6 Y los mensajeros volvieron a Jacob, diciendo: Vinimos a tu hermano Esaú, y él también viene a recibirte, y cuatrocientos hombres con él.

    7 Entonces Jacob tuvo gran temor, y se angustió; y distribuyó el pueblo que tenía consigo, y las ovejas y las vacas y los camellos, en dos campamentos.

    8 Y dijo: Si viene Esaú contra un campamento y lo ataca, el otro campamento escapará.

    9 Y dijo Jacob: Dios de mi padre Abraham, y Dios de mi padre Isaac, Jehová, que me dijiste: Vuélvete a tu tierra y a tu parentela, y yo te haré bien;

    10 menor soy que todas las misericordias y que toda la verdad que has usado para con tu siervo; pues con mi cayado pasé este Jordán, y ahora estoy sobre dos campamentos.

    11 Líbrame ahora de la mano de mi hermano, de la mano de Esaú, porque le temo; no venga acaso y me hiera la madre con los hijos.

    12 Y tú has dicho: Yo te haré bien, y tu descendencia será como la arena del mar, que no se puede contar por la multitud.

    13 Y durmió allí aquella noche, y tomó de lo que le vino a la mano un presente para su hermano Esaú:

    14 doscientas cabras y veinte machos cabríos, doscientas ovejas y veinte carneros,

    15 treinta camellas paridas con sus crías, cuarenta vacas y diez novillos, veinte asnas y diez borricos.

    16 Y lo entregó a sus siervos, cada manada de por sí; y dijo a sus siervos: Pasad delante de mí, y poned espacio entre manada y manada.

    17 Y mandó al primero, diciendo: Si Esaú mi hermano te encontrare, y te preguntare, diciendo: ¿De quién eres? ¿y adónde vas? ¿y para quién es esto que llevas delante de ti?

    18 entonces dirás: Es un presente de tu siervo Jacob, que envía a mi señor Esaú; y he aquí también él viene tras nosotros.

    19 Mandó también al segundo, y al tercero, y a todos los que iban tras aquellas manadas, diciendo: Conforme a esto hablaréis a Esaú, cuando le hallareis.

    20 Y diréis también: He aquí tu siervo Jacob viene tras nosotros. Porque dijo: Apaciguaré su ira con el presente que va delante de mí, y después veré su rostro; quizá le seré acepto.

    21 Pasó, pues, el presente delante de él; y él durmió aquella noche en el campamento.

 22 Y se levantó aquella noche, y tomó sus dos mujeres, y sus dos siervas, y sus once hijos, y pasó el vado de Jaboc.

    23 Los tomó, pues, e hizo pasar el arroyo a ellos y a todo lo que tenía.

    24 Así se quedó Jacob solo; y luchó con él un varón hasta que rayaba el alba.

    25 Y cuando el varón vio que no podía con él, tocó en el sitio del encaje de su muslo, y se descoyuntó el muslo de Jacob mientras con él luchaba.

    26 Y dijo: Déjame, porque raya el alba. Y Jacob le respondió: No te dejaré, si no me bendices.

    27 Y el varón le dijo: ¿Cuál es tu nombre? Y él respondió: Jacob.

    28 Y el varón le dijo: No se dirá más tu nombre Jacob, sino Israel; porque has luchado con Dios y con los hombres, y has vencido.

    29 Entonces Jacob le preguntó, y dijo: Declárame ahora tu nombre. Y el varón respondió: ¿Por qué me preguntas por mi nombre? Y lo bendijo allí.

    30 Y llamó Jacob el nombre de aquel lugar, Peniel; porque dijo: Vi a Dios cara a cara, y fue librada mi alma.

    31 Y cuando había pasado Peniel, le salió el sol; y cojeaba de su cadera.

    32 Por esto no comen los hijos de Israel, hasta hoy día, del tendón que se contrajo, el cual está en el encaje del muslo; porque tocó a Jacob este sitio de su muslo en el tendón que se contrajo.

 

1.  ¿Por qué tuvo gran temor Jacob?(1-8)

2.  ¿Cuál fue la oracion de Jacob?(9-12)

3.  ¿Qué envio Jacob Cómo presentes, para apaciguar a Esau?(13-21)

4.  ¿Qué le ocurrio a Jacob fisicamente,en su lucha con el angel?(25-31-32)

5.  ¿Qué le pidio Jacob al angel?(26)

6.  ¿A qué fue cambiado el nombre de Jacob?(27-28)

 

Volver arriba

 

Capitulo 33

Génesis 33:1 Alzando Jacob sus ojos, miró, y he aquí venía Esaú, y los cuatrocientos hombres con él; entonces repartió él los niños entre Lea y Raquel y las dos siervas.

    2 Y puso las siervas y sus niños delante, luego a Lea y sus niños, y a Raquel y a José los últimos.

    3 Y él pasó delante de ellos y se inclinó a tierra siete veces, hasta que llegó a su hermano.

    4 Pero Esaú corrió a su encuentro y le abrazó, y se echó sobre su cuello, y le besó; y lloraron.

    5 Y alzó sus ojos y vio a las mujeres y los niños, y dijo: ¿Quiénes son éstos? Y él respondió: Son los niños que Dios ha dado a tu siervo.

    6 Luego vinieron las siervas, ellas y sus niños, y se inclinaron.

    7 Y vino Lea con sus niños, y se inclinaron; y después llegó José y Raquel, y también se inclinaron.

    8 Y Esaú dijo: ¿Qué te propones con todos estos grupos que he encontrado? Y Jacob respondió: El hallar gracia en los ojos de mi señor.

    9 Y dijo Esaú: Suficiente tengo yo, hermano mío; sea para ti lo que es tuyo.

    10 Y dijo Jacob: No, yo te ruego; si he hallado ahora gracia en tus ojos, acepta mi presente, porque he visto tu rostro, como si hubiera visto el rostro de Dios, pues que con tanto favor me has recibido.

    11 Acepta, te ruego, mi presente que te he traído, porque Dios me ha hecho merced, y todo lo que hay aquí es mío. E insistió con él, y Esaú lo tomó.

    12 Y Esaú dijo: Anda, vamos; y yo iré delante de ti.

    13 Y Jacob le dijo: Mi señor sabe que los niños son tiernos, y que tengo ovejas y vacas paridas; y si las fatigan, en un día morirán todas las ovejas.

    14 Pase ahora mi señor delante de su siervo, y yo me iré poco a poco al paso del ganado que va delante de mí, y al paso de los niños, hasta que llegue a mi señor a Seir.

    15 Y Esaú dijo: Dejaré ahora contigo de la gente que viene conmigo. Y Jacob dijo: ¿Para qué esto? Halle yo gracia en los ojos de mi señor.

    16 Así volvió Esaú aquel día por su camino a Seir.

    17 Y Jacob fue a Sucot, y edificó allí casa para sí, e hizo cabañas para su ganado; por tanto, llamó el nombre de aquel lugar Sucot.

    18 Después Jacob llegó sano y salvo a la ciudad de Siquem, que está en la tierra de Canaán, cuando venía de Padan-aram; y acampó delante de la ciudad.

    19 Y compró una parte del campo, donde plantó su tienda, de mano de los hijos de Hamor padre de Siquem, por cien monedas.

    20 Y erigió allí un altar, y lo llamó El-Elohe-Israel.

 

1.  ¿Qué hizo Esau cuándo se encontro con Jacob?(4)

2.  ¿Dónde compro tierra Jacob y establecio su tienda, en lugar de seguir a Esau hasta Seir?(13-20)

 

Volver arriba

 

Capitulo 34

Génesis 34:1 Salió Dina la hija de Lea, la cual ésta había dado a luz a Jacob, a ver a las hijas del país.

    2 Y la vio Siquem hijo de Hamor heveo, príncipe de aquella tierra, y la tomó, y se acostó con ella, y la deshonró.

    3 Pero su alma se apegó a Dina la hija de Lea, y se enamoró de la joven, y habló al corazón de ella.

    4 Y habló Siquem a Hamor su padre, diciendo: Tómame por mujer a esta joven.

    5 Pero oyó Jacob que Siquem había amancillado a Dina su hija; y estando sus hijos con su ganado en el campo, calló Jacob hasta que ellos viniesen.

    6 Y se dirigió Hamor padre de Siquem a Jacob, para hablar con él.

    7 Y los hijos de Jacob vinieron del campo cuando lo supieron; y se entristecieron los varones, y se enojaron mucho, porque hizo vileza en Israel acostándose con la hija de Jacob, lo que no se debía haber hecho.

    8 Y Hamor habló con ellos, diciendo: El alma de mi hijo Siquem se ha apegado a vuestra hija; os ruego que se la deis por mujer.

    9 Y emparentad con nosotros; dadnos vuestras hijas, y tomad vosotros las nuestras.

    10 Y habitad con nosotros, porque la tierra estará delante de vosotros; morad y negociad en ella, y tomad en ella posesión.

    11 Siquem también dijo al padre de Dina y a los hermanos de ella: Halle yo gracia en vuestros ojos, y daré lo que me dijereis.

    12 Aumentad a cargo mío mucha dote y dones, y yo daré cuanto me dijereis; y dadme la joven por mujer.

    13 Pero respondieron los hijos de Jacob a Siquem y a Hamor su padre con palabras engañosas, por cuanto había amancillado a Dina su hermana.

    14 Y les dijeron: No podemos hacer esto de dar nuestra hermana a hombre incircunciso, porque entre nosotros es abominación.

    15 Mas con esta condición os complaceremos: si habéis de ser como nosotros, que se circuncide entre vosotros todo varón.

    16 Entonces os daremos nuestras hijas, y tomaremos nosotros las vuestras; y habitaremos con vosotros, y seremos un pueblo.

    17 Mas si no nos prestareis oído para circuncidaros, tomaremos nuestra hija y nos iremos.

    18 Y parecieron bien sus palabras a Hamor, y a Siquem hijo de Hamor.

    19 Y no tardó el joven en hacer aquello, porque la hija de Jacob le había agradado; y él era el más distinguido de toda la casa de su padre.

    20 Entonces Hamor y Siquem su hijo vinieron a la puerta de su ciudad, y hablaron a los varones de su ciudad, diciendo:

    21 Estos varones son pacíficos con nosotros, y habitarán en el país, y traficarán en él; pues he aquí la tierra es bastante ancha para ellos; nosotros tomaremos sus hijas por mujeres, y les daremos las nuestras.

    22 Mas con esta condición consentirán estos hombres en habitar con nosotros, para que seamos un pueblo: que se circuncide todo varón entre nosotros, así como ellos son circuncidados.

    23 Su ganado, sus bienes y todas sus bestias serán nuestros; solamente convengamos con ellos, y habitarán con nosotros.

    24 Y obedecieron a Hamor y a Siquem su hijo todos los que salían por la puerta de la ciudad, y circuncidaron a todo varón, a cuantos salían por la puerta de su ciudad.

    25 Pero sucedió que al tercer día, cuando sentían ellos el mayor dolor, dos de los hijos de Jacob, Simeón y Leví, hermanos de Dina, tomaron cada uno su espada, y vinieron contra la ciudad, que estaba desprevenida, y mataron a todo varón.

    26 Y a Hamor y a Siquem su hijo los mataron a filo de espada; y tomaron a Dina de casa de Siquem, y se fueron.

    27 Y los hijos de Jacob vinieron a los muertos, y saquearon la ciudad, por cuanto habían amancillado a su hermana.

    28 Tomaron sus ovejas y vacas y sus asnos, y lo que había en la ciudad y en el campo,

    29 y todos sus bienes; llevaron cautivos a todos sus niños y sus mujeres, y robaron todo lo que había en casa.

    30 Entonces dijo Jacob a Simeón y a Leví: Me habéis turbado con hacerme abominable a los moradores de esta tierra, el cananeo y el ferezeo; y teniendo yo pocos hombres, se juntarán contra mí y me atacarán, y seré destruido yo y mi casa.

    31 Pero ellos respondieron: ¿Había él de tratar a nuestra hermana como a una ramera?

 

1.  ¿Qué le hizo Siquem a Dina?(2-7)

2.  ¿Qué le pidio Siquem a su padre que hiciera?(3-4,8-12)

3.  ¿Con Cuál condicion dijeron los hijos de Jacob que aceptarian a la peticion de Hamor?(13-17)

4.  ¿Cómo respondieron,Hamor,Siquem y los hombres de su ciudad,a esta condicion?(18-24)

5.  ¿Qué le hicieron Simeon y Levi a Hamor,Siquem y los hombres de su ciudad?(25-29)

6.  ¿Qué temia Jacob que pasara cómo resultado de este incidente?(30-31)

 

Volver arriba

 

Capitulo 35

Génesis 35:1 Dijo Dios a Jacob: Levántate y sube a Bet-el, y quédate allí; y haz allí un altar al Dios que te apareció cuando huías de tu hermano Esaú.

    2 Entonces Jacob dijo a su familia y a todos los que con él estaban: Quitad los dioses ajenos que hay entre vosotros, y limpiaos, y mudad vuestros vestidos.

    3 Y levantémonos, y subamos a Bet-el; y haré allí altar al Dios que me respondió en el día de mi angustia, y ha estado conmigo en el camino que he andado.

    4 Así dieron a Jacob todos los dioses ajenos que había en poder de ellos, y los zarcillos que estaban en sus orejas; y Jacob los escondió debajo de una encina que estaba junto a Siquem.

    5 Y salieron, y el terror de Dios estuvo sobre las ciudades que había en sus alrededores, y no persiguieron a los hijos de Jacob.

    6 Y llegó Jacob a Luz, que está en tierra de Canaán (esta es Bet-el), él y todo el pueblo que con él estaba.

    7 Y edificó allí un altar, y llamó al lugar El-bet-el, porque allí le había aparecido Dios, cuando huía de su hermano.

    8 Entonces murió Débora, ama de Rebeca, y fue sepultada al pie de Bet-el, debajo de una encina, la cual fue llamada Alón-bacut.

    9 Apareció otra vez Dios a Jacob, cuando había vuelto de Padan-aram, y le bendijo.

    10 Y le dijo Dios: Tu nombre es Jacob; no se llamará más tu nombre Jacob, sino Israel será tu nombre; y llamó su nombre Israel.

    11 También le dijo Dios: Yo soy el Dios omnipotente: crece y multiplícate; una nación y conjunto de naciones procederán de ti, y reyes saldrán de tus lomos.

    12 La tierra que he dado a Abraham y a Isaac, la daré a ti, y a tu descendencia después de ti daré la tierra.

    13 Y se fue de él Dios, del lugar en donde había hablado con él.

    14 Y Jacob erigió una señal en el lugar donde había hablado con él, una señal de piedra, y derramó sobre ella libación, y echó sobre ella aceite.

    15 Y llamó Jacob el nombre de aquel lugar donde Dios había hablado con él, Bet-el.

 16 Después partieron de Bet-el; y había aún como media legua de tierra para llegar a Efrata, cuando dio a luz Raquel, y hubo trabajo en su parto.

    17 Y aconteció, como había trabajo en su parto, que le dijo la partera: No temas, que también tendrás este hijo.

    18 Y aconteció que al salírsele el alma (pues murió), llamó su nombre Benoni; mas su padre lo llamó Benjamín.

    19 Así murió Raquel, y fue sepultada en el camino de Efrata, la cual es Belén.

    20 Y levantó Jacob un pilar sobre su sepultura; esta es la señal de la sepultura de Raquel hasta hoy.

    21 Y salió Israel, y plantó su tienda más allá de Migdal-edar.

 22 Aconteció que cuando moraba Israel en aquella tierra, fue Rubén y durmió con Bilha la concubina de su padre; lo cual llegó a saber Israel. Ahora bien, los hijos de Israel fueron doce:

    23 los hijos de Lea: Rubén el primogénito de Jacob; Simeón, Leví, Judá, Isacar y Zabulón.

    24 Los hijos de Raquel: José y Benjamín.

    25 Los hijos de Bilha, sierva de Raquel: Dan y Neftalí.

    26 Y los hijos de Zilpa, sierva de Lea: Gad y Aser. Estos fueron los hijos de Jacob, que le nacieron en Padan-aram.

 27 Después vino Jacob a Isaac su padre a Mamre, a la ciudad de Arba, que es Hebrón, donde habitaron Abraham e Isaac.

    28 Y fueron los días de Isaac ciento ochenta años.

    29 Y exhaló Isaac el espíritu, y murió, y fue recogido a su pueblo, viejo y lleno de días; y lo sepultaron Esaú y Jacob sus hijos.

 

1.  ¿A dónde le dijo Dios a Jacob que volviera?(1)

2.  ¿Qué pidio Jacob a su familia y a los de su casa que hicieran?(2-4)

3.  ¿Qué dijo Dios a Jacob cuándo le aparecio de nuevo?(9-12)

4.  ¿Qué le ocurrio a Raquel cuándo Benjamin nacio?(16-19)

5.  ¿Qué pecado cometio Ruben?(22)

 

Volver arriba

 

Capitulo 36

Génesis 36:1 Estas son las generaciones de Esaú, el cual es Edom:

    2 Esaú tomó sus mujeres de las hijas de Canaán: a Ada, hija de Elón heteo, a Aholibama, hija de Aná, hijo de Zibeón heveo,

    3 y a Basemat hija de Ismael, hermana de Nebaiot.

    4 Ada dio a luz a Esaú a Elifaz; y Basemat dio a luz a Reuel.

    5 Y Aholibama dio a luz a Jeús, a Jaalam y a Coré; estos son los hijos de Esaú, que le nacieron en la tierra de Canaán.

    6 Y Esaú tomó sus mujeres, sus hijos y sus hijas, y todas las personas de su casa, y sus ganados, y todas sus bestias, y todo cuanto había adquirido en la tierra de Canaán, y se fue a otra tierra, separándose de Jacob su hermano.

    7 Porque los bienes de ellos eran muchos; y no podían habitar juntos, ni la tierra en donde moraban los podía sostener a causa de sus ganados.

    8 Y Esaú habitó en el monte de Seir; Esaú es Edom.

    9 Estos son los linajes de Esaú, padre de Edom, en el monte de Seir.

    10 Estos son los nombres de los hijos de Esaú: Elifaz, hijo de Ada mujer de Esaú; Reuel, hijo de Basemat mujer de Esaú.

    11 Y los hijos de Elifaz fueron Temán, Omar, Zefo, Gatam y Cenaz.

    12 Y Timna fue concubina de Elifaz hijo de Esaú, y ella le dio a luz a Amalec; estos son los hijos de Ada, mujer de Esaú.

    13 Los hijos de Reuel fueron Nahat, Zera, Sama y Miza; estos son los hijos de Basemat mujer de Esaú.

    14 Estos fueron los hijos de Aholibama mujer de Esaú, hija de Aná, que fue hijo de Zibeón: ella dio a luz a Jeús, Jaalam y Coré, hijos de Esaú.

    15 Estos son los jefes de entre los hijos de Esaú: hijos de Elifaz, primogénito de Esaú: los jefes Temán, Omar, Zefo, Cenaz,

    16 Coré, Gatam y Amalec; estos son los jefes de Elifaz en la tierra de Edom; estos fueron los hijos de Ada.

    17 Y estos son los hijos de Reuel, hijo de Esaú: los jefes Nahat, Zera, Sama y Miza; estos son los jefes de la línea de Reuel en la tierra de Edom; estos hijos vienen de Basemat mujer de Esaú.

    18 Y estos son los hijos de Aholibama mujer de Esaú: los jefes Jeús, Jaalam y Coré; estos fueron los jefes que salieron de Aholibama mujer de Esaú, hija de Aná.

    19 Estos, pues, son los hijos de Esaú, y sus jefes; él es Edom.

    20 Estos son los hijos de Seir horeo, moradores de aquella tierra: Lotán, Sobal, Zibeón, Aná,

    21 Disón, Ezer y Disán; estos son los jefes de los horeos, hijos de Seir, en la tierra de Edom.

    22 Los hijos de Lotán fueron Hori y Hemam; y Timna fue hermana de Lotán.

    23 Los hijos de Sobal fueron Alván, Manahat, Ebal, Sefo y Onam.

    24 Y los hijos de Zibeón fueron Aja y Aná. Este Aná es el que descubrió manantiales en el desierto, cuando apacentaba los asnos de Zibeón su padre.

    25 Los hijos de Aná fueron Disón, y Aholibama hija de Aná.

    26 Estos fueron los hijos de Disón: Hemdán, Esbán, Itrán y Querán.

    27 Y estos fueron los hijos de Ezer: Bilhán, Zaaván y Acán.

    28 Estos fueron los hijos de Disán: Uz y Arán.

    29 Y estos fueron los jefes de los horeos: los jefes Lotán, Sobal, Zibeón, Aná,

    30 Disón, Ezer y Disán; estos fueron los jefes de los horeos, por sus mandos en la tierra de Seir.

    31 Y los reyes que reinaron en la tierra de Edom, antes que reinase rey sobre los hijos de Israel, fueron estos:

    32 Bela hijo de Beor reinó en Edom; y el nombre de su ciudad fue Dinaba.

    33 Murió Bela, y reinó en su lugar Jobab hijo de Zera, de Bosra.

    34 Murió Jobab, y en su lugar reinó Husam, de tierra de Temán.

    35 Murió Husam, y reinó en su lugar Hadad hijo de Bedad, el que derrotó a Madián en el campo de Moab; y el nombre de su ciudad fue Avit.

    36 Murió Hadad, y en su lugar reinó Samla de Masreca.

    37 Murió Samla, y reinó en su lugar Saúl de Rehobot junto al Eufrates.

    38 Murió Saúl, y en lugar suyo reinó Baal-hanán hijo de Acbor.

    39 Y murió Baal-hanán hijo de Acbor, y reinó Hadar en lugar suyo; y el nombre de su ciudad fue Pau; y el nombre de su mujer, Mehetabel hija de Matred, hija de Mezaab.

    40 Estos, pues, son los nombres de los jefes de Esaú por sus linajes, por sus lugares, y sus nombres: Timna, Alva, Jetet,

    41 Aholibama, Ela, Pinón,

    42 Cenaz, Temán, Mibzar,

    43 Magdiel e Iram. Estos fueron los jefes de Edom según sus moradas en la tierra de su posesión. Edom es el mismo Esaú, padre de los edomitas.

 

1.  ¿Por qué Esau dejo Canaan?(6-7)

2.  ¿Esau fue el padre de que nacion?(8-9,43)

 

Volver arriba

 

Capitulo 37

Génesis 37:1 Habitó Jacob en la tierra donde había morado su padre, en la tierra de Canaán.

    2 Esta es la historia de la familia de Jacob: José, siendo de edad de diecisiete años, apacentaba las ovejas con sus hermanos; y el joven estaba con los hijos de Bilha y con los hijos de Zilpa, mujeres de su padre; e informaba José a su padre la mala fama de ellos.

    3 Y amaba Israel a José más que a todos sus hijos, porque lo había tenido en su vejez; y le hizo una túnica de diversos colores.

    4 Y viendo sus hermanos que su padre lo amaba más que a todos sus hermanos, le aborrecían, y no podían hablarle pacíficamente.

    5 Y soñó José un sueño, y lo contó a sus hermanos; y ellos llegaron a aborrecerle más todavía.

    6 Y él les dijo: Oíd ahora este sueño que he soñado:

    7 He aquí que atábamos manojos en medio del campo, y he aquí que mi manojo se levantaba y estaba derecho, y que vuestros manojos estaban alrededor y se inclinaban al mío.

    8 Le respondieron sus hermanos: ¿Reinarás tú sobre nosotros, o señorearás sobre nosotros? Y le aborrecieron aun más a causa de sus sueños y sus palabras.

    9 Soñó aun otro sueño, y lo contó a sus hermanos, diciendo: He aquí que he soñado otro sueño, y he aquí que el sol y la luna y once estrellas se inclinaban a mí.

    10 Y lo contó a su padre y a sus hermanos; y su padre le reprendió, y le dijo: ¿Qué sueño es este que soñaste? ¿Acaso vendremos yo y tu madre y tus hermanos a postrarnos en tierra ante ti?

    11 Y sus hermanos le tenían envidia, mas su padre meditaba en esto.

    12 Después fueron sus hermanos a apacentar las ovejas de su padre en Siquem.

    13 Y dijo Israel a José: Tus hermanos apacientan las ovejas en Siquem: ven, y te enviaré a ellos. Y él respondió: Heme aquí.

    14 E Israel le dijo: Ve ahora, mira cómo están tus hermanos y cómo están las ovejas, y tráeme la respuesta. Y lo envió del valle de Hebrón, y llegó a Siquem.

    15 Y lo halló un hombre, andando él errante por el campo, y le preguntó aquel hombre, diciendo: ¿Qué buscas?

    16 José respondió: Busco a mis hermanos; te ruego que me muestres dónde están apacentando.

    17 Aquel hombre respondió: Ya se han ido de aquí; y yo les oí decir: Vamos a Dotán. Entonces José fue tras de sus hermanos, y los halló en Dotán.

    18 Cuando ellos lo vieron de lejos, antes que llegara cerca de ellos, conspiraron contra él para matarle.

    19 Y dijeron el uno al otro: He aquí viene el soñador.

    20 Ahora pues, venid, y matémosle y echémosle en una cisterna, y diremos: Alguna mala bestia lo devoró; y veremos qué será de sus sueños.

    21 Cuando Rubén oyó esto, lo libró de sus manos, y dijo: No lo matemos.

    22 Y les dijo Rubén: No derraméis sangre; echadlo en esta cisterna que está en el desierto, y no pongáis mano en él; por librarlo así de sus manos, para hacerlo volver a su padre.

    23 Sucedió, pues, que cuando llegó José a sus hermanos, ellos quitaron a José su túnica, la túnica de colores que tenía sobre sí;

    24 y le tomaron y le echaron en la cisterna; pero la cisterna estaba vacía, no había en ella agua.

    25 Y se sentaron a comer pan; y alzando los ojos miraron, y he aquí una compañía de ismaelitas que venía de Galaad, y sus camellos traían aromas, bálsamo y mirra, e iban a llevarlo a Egipto.

    26 Entonces Judá dijo a sus hermanos: ¿Qué provecho hay en que matemos a nuestro hermano y encubramos su muerte?

    27 Venid, y vendámosle a los ismaelitas, y no sea nuestra mano sobre él; porque él es nuestro hermano, nuestra propia carne. Y sus hermanos convinieron con él.

    28 Y cuando pasaban los madianitas mercaderes, sacaron ellos a José de la cisterna, y le trajeron arriba, y le vendieron a los ismaelitas por veinte piezas de plata. Y llevaron a José a Egipto.

    29 Después Rubén volvió a la cisterna, y no halló a José dentro, y rasgó sus vestidos.

    30 Y volvió a sus hermanos, y dijo: El joven no parece; y yo, ¿adónde iré yo?

    31 Entonces tomaron ellos la túnica de José, y degollaron un cabrito de las cabras, y tiñeron la túnica con la sangre;

    32 y enviaron la túnica de colores y la trajeron a su padre, y dijeron: Esto hemos hallado; reconoce ahora si es la túnica de tu hijo, o no.

    33 Y él la reconoció, y dijo: La túnica de mi hijo es; alguna mala bestia lo devoró; José ha sido despedazado.

    34 Entonces Jacob rasgó sus vestidos, y puso cilicio sobre sus lomos, y guardó luto por su hijo muchos días.

    35 Y se levantaron todos sus hijos y todas sus hijas para consolarlo; mas él no quiso recibir consuelo, y dijo: Descenderé enlutado a mi hijo hasta el Seol. Y lo lloró su padre.

    36 Y los madianitas lo vendieron en Egipto a Potifar, oficial de Faraón, capitán de la guardia.

 

1.  ¿Qué edad tenia Jóse cuándo sus hermanos lo vendieron?(2)

2.  ¿Qué fue lo que sucedio e hizo obvio que Jacob amaba mas a Jóse que a Cuálquiera de sus otros hijos?(3-4)

3.  ¿Cuál fue el primer sueno de Jóse?(5-8)

4.  ¿Cuál fue la reaccion de sus hermanos hacia este sueno?(5-8)

5.  ¿Cuál fue el segundo sueno  de Jóse?(9-11)

6.  ¿Qué le pidio Jacob a Jóse que hiciera?(12-14)

7.  ¿Cuándo los hermanos vieron a Jóse venir,que conspiraron?(18-20)

8.  ¿Quién no quizo matar a Jóse?(21-24)

9.  ¿De quién fue la idea de vender a Jóse a los Madianitas?(25-28)

10. ¿Cómo convencieron a Jacob de que un animal salvaje habia matado a  Jóse?(31-35)

11. ¿A quiénes le vendieron los Madianitas a Jóse?(36)

 

   

Cuestionario de Génesis Capitulos 28-37

 

Volver arriba        Continuar en el Génesis    Volver a Cursos de español en la Biblia

 

 

About Us | Articles | Bible Courses | Bible Quizzes | Creation vs. Evolution | Personal Finance | Teacher Training  

 

Copyright © 2000-2001 Arlo & Jane Moehlenpah • Doing Good Ministries